José C. Paz

Vecinos de Cerámica Alberdi de José C. Paz denuncian contaminación de arsénico en el aire

La problemática que afecta a quienes viven en las cercanías de la fábrica data de 20 años.

«El polvillo, la tierra, penetra en los tanques y contamina el agua que tomamos, afecta a las plantas, afecta a la piel, está en los techos, en el patio, adentro de tu casa. Hay días en los que no podemos respirar». 

El relato es el de Daniel, un vecino de José C. Paz que vive a metros de la fábrica de cerámicos de pisos rojos Cerámica Alberdi, en el barrio paceño que lleva el mismo nombre.

La problemática que afecta a quienes viven en las cercanías de la fábrica data de 20 años. Ellos denuncian que cada vez que las chimeneas de la industria se ponen en funcionamiento, el aire de los barrios aledaños, según hacia donde sople el viento durante esas horas, se impregnan de un polvillo similar a la ceniza, aunque señalan que es tierra expulsada por los grandes extractores de Cerámica Alberdi.

El problema más grave radica en que, según el análisis de una muestra hecho años atrás por el área de Medio Ambiente de la Municipalidad de José C. Paz, el polvo presenta arsénico y otras sustancias que son perjudiciales para la salud.

La exposición al Arsénico inorgánico puede causar varios efectos sobre la salud, como irritación del estómago e intestinos, disminución en la producción de glóbulos rojos y blancos, cambios en la piel, e irritación de los pulmones.

“Es una problemática que no termina nunca más. Hicimos distintos reclamos hace varios años y se llevaron las muestras para analizarlas. Así, nos confirmaron las sustancias nocivas que tenía lo que sale de las chimeneas de Cerámica Alberdi”, expresó Daniel a Diario PH.

Daniel armó hace varios años una página en Facebook donde sube periódicamente imágenes y videos de las consecuencias de polvo-tierra que penetra en el ambiente de los barrios aledaños.

Hoy, afirma que, también hace años, Ana María Bianchi, del área de Medio Ambiente municipal, muestreó el polvo y se dirigió a la fábrica con los resultados.

“Exigió que cambien los 100 filtros de las chimeneas ya que se debe hacer periódicamente para que solo salga vapor por allí”, explicó Daniel y detalló: “Tienen tres o cuatro chimeneas. Cuando hacen la rotura de la tierra o la preparan sale tierra por las chimeneas y, con la altura, el viento la hace volar”.

“Hay días en los que no se puede respirar y el aire se llena de esa tierra”, continuó.

También, Daniel contó que tiempo atrás se comunicaron con la fábrica Cerámica Alberdi y, desde el sector de Recursos Humanos, les aseguraron que desde las chimeneas solo sale vapor.

“Nosotros no queremos que la fábrica cierre y deje a mucha gente en la calle, pero pedimos que tomen las precauciones necesarias para que esto no siga pasando”, remarcó Daniel.

A su vez, el vecino recordó que hace algunos años atrás, desde la fábrica colocaron cañas atrás de sus casas bajo el pretexto de que eso frenaría el paso de la tierra.

“La tierra vuela mucho más alto que hasta donde llegan las cañas. Encima, se nos llenaron la casas de rayas desde que colocaron ese cañaveral”, expresó.

Cerámica Alberdi posee una sede similar en la provincia de Salta. Allí, según pudo saber Daniel, los vecinos atraviesan la misma problemática.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba