San Miguel

"Ojos en Alerta", los vecinos comprometidos para prevenir el delito en San Miguel

La Municipalidad de San Miguel lanzó una herramienta muy simple, rápida y fácil de usar para combatir la inseguridad. Consiste en un contacto de WhatsApp que conecta a cada vecino directamente con el Centro de Operaciones Municipal (COM) para dar aviso de cualquier acto sospechoso, accidente o hecho delictivo de forma inmediata y con otros recursos como fotos, videos e incluso la propia ubicación, convirtiendo al celular en un botón antipánico.

De esta manera, quien ve algo extraño, simplemente envía un audio describiendo la situación y el lugar donde sucede y sigue su camino. Ni siquiera debe esperar a recibir una respuesta. Es enviar un mensaje más, como las decenas que cada usuario de WhatsApp manda por día.

El Sanmiguelino participó en una capacitación – que son obligatorias para la inscripción del programa- que se llevó adelante en la coordinación del barrio San Jorge, casi en el límite con José C. Paz. Fue un viernes a la tarde, de mucho frío, en el que participaron unos 30 vecinos de todas las edades, mitad hombres y mitad mujeres.

«¿Éste nos va a hablar de seguridad?», le dijo un hombre de unos 70 años buscando complicidad a otros vecinos del Barrio San Jorge al comienzo de la reunión. Los primeros diez minutos de la reunión el hombre con lentes, cruzado de brazos, se mostró escéptico y hacía muecas de desconfianza y recelo. «¿Funcionan todas las cámaras?», preguntó. Méndez respondió que el 97% sí funciona y que el restante 3% no, pero que las van arreglando. «Todas las mañanas el secretario de seguridad y el intendente reciben un informe sobre las cámaras. Antes de fin de año, el objetivo es llegar a 600». 

En el fondo de la sala, Ángel Besares, un vecino de 50 años, contó que sufrió un robo y uno de los cinco delincuentes le pegaron un tiro. «Fui a declarar pero las condenas no funcionan en este país», relató enojado.  

Otro vecino se sumó enojado a la ola de reclamos. Contó el caso de los «chorros de las vías». «Hicieron una fiesta de tres días, de jueves a domingo, porque largaron a uno de ellos de la cárcel». 

 «¿Quiénes creen que son los encargados de la seguridad?», preguntó el secretario de Comunicación y hacedor del programa Ojos en Alerta, Cristian Piojo Méndez, para romper el hielo. Un señor sentado en la segunda fila respondió rápido: «Primero el intendente, después el comisario». 

Cristian Méndez, hacedor del programa Ojos en Alerta

Méndez explicó que el responsable es el Estado provincial. «Tenemos confianza en el sistema de seguridad nacional, provincial y municipal. Entre los tres hacemos construimos la seguridad». Después mostró un video en el que se describieron los 37 patrulleros inteligentes, con cámaras para trabajar el mapa del delito y buscar pedidos de captura. Poseen computadoras israelíes, diseñadas especialmente para combatir la inseguridad. También contó que en el distrito trabajan 21 patrulleros de la Provincia y 8 de Gendarmería, sumado a diez motos que trabajan bajo un sistema de 15 cuadrículas gps.

Por otro lado contó por qué la administración municipal no adhirió a la Policía Local, los comúnmente llamados «pitufos». Y agregó que hay 20 lectores de patente. “Los delincuentes se creen impunes, pero en San Miguel los vamos a perseguir”. 

A diferencia de otros sistemas como aplicaciones para el celular, el whatsapp es algo que todos tienen y no gasta recursos de memoria ni datos de internet. 

«El Comando de Operaciones Municipal es el cerebro del sistema, tiene tiene radio directa con Gendarmería y la Policía Bonaerense. Está todo centralizado. No importa qué fuerza agarre a los delincuentes, importa que los detengan». 

«¡A él lo conocemos, vive a un par de cuadras de acá!», exclamaron sorprendidos los vecinos del Barrio San Jorge al ver al chofer de colectivo de la línea 448, Hernán Fervenza.

«Consideramos que solos no podemos y con todo lo invertido no alcanza igual. El objetivo es detectar y combatir todos los delitos de San Miguel. Muchas veces la gente no denuncia. Por eso queremos utilizar al máximo nuestro sistema de seguridad en alerta. Hoy el 60% de los delitos no se denuncian», contó el funcionario. 

“Nos cuidamos entre todos” es la consigna del programa. Se trata de tener miles de ojos activos en la vía pública. «Los delincuentes usan grupos de whatsapp para cometer delitos», agrega Méndez.  

 

“La idea es que ustedes se sientan seguros”, interrumpió Méndez. «Se trata de un programa de prevención. No hablo de caripelas, hablo de actos sospechosos. Está funcionando hace un año y siete meses. Y funciona», dijo el funcionario y le dio play al siguiente video. 

Apenas terminó el video, una señora de mediana edad y campera marrón gritó: «Pero esto tiene que ser para los vecinos también». «La idea esta buena”, repitieron algunos en voz baja. 

Méndez explicó que también el programa se utiliza en viceversa. Por ejemplo si por un delito X se busca un auto de determinada marca y color, se pide colaboración a los inscriptos. Funciona mucho, explicó, para personas perdidas. «Hoy encontramos una persona esquizofrénica de Ituzaingó», contó.  

«Hoy pueden llevarse botón antipánico basado en la tecnología y la comunidad porque esto genera comunidad», dijo Méndez. 

Al final de la capacitación, todos los vecinos aceptaron sumarse al programa. Valentina tiene 11 años y le configura el teléfono a su abuelo Miguel. No tienen wifi, una mujer le presta sus datos de internet mientras que Méndez ayuda a la nena a cargar los datos para adherirse. 

PARA ANOTARSE EN EL PROGRAMA OJOS EN ALERTA –> https://ojosenalerta.org/

BENEFICIOS

Los casos destacados son premiados mensualmente con regalos donados por los comerciantes locales. El chofer Fervenza, por ejemplo, ganó un televisor, que no fue comprado con dinero público. Lo ofreció un comercio de San Miguel que acompaña la iniciativa por sentirse beneficiado si disminuyen los delitos. 

[imagelinks slug=»ojos-en-alerta»]

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba