Nación

Milei promete 'hoja de ruta' para Malvinas y juega a la política con reclamo de soberanía

El presidente de Argentina, Javier Milei, reafirmó el martes el reclamo de soberanía de su nación sobre las disputadas Islas Malvinas (Falkland), argumentando que su gobierno es el primero en tomarlo «en serio».

«Nos hemos cansado de escuchar durante las últimas décadas a políticos golpeándose el pecho defendiendo nuestro justo reclamo sobre las islas, sin tener un solo resultado que lo demuestre después de todos estos años», declaró el presidente en un acto en memoria de quienes perdieron la vida. en el conflicto de 1982 con el Reino Unido.

El líder de La Libertad Avanza prometió inaugurar «una nueva era de reconciliación con las Fuerzas Armadas» y entregar una «hoja de ruta clara» que «devolverá las islas a manos argentinas».

El territorio en disputa, conocido como Islas Malvinas en Argentina y Islas Malvinas en el Reino Unido, se encuentra a unos 480 kilómetros (298 millas) de la Argentina continental, que afirma haberlas heredado de España cuando obtuvo su independencia.

Gran Bretaña insiste en que históricamente ha gobernado las islas y señala que los isleños votaron el 99,8 por ciento a favor de seguir siendo británicos en un referéndum de 2013. Rechaza el reclamo de Argentina y se ha negado a negociar sobre el tema.

Un breve conflicto por el territorio en 1982 se cobró la vida de 255 soldados británicos y 649 argentinos y tres isleños.

El reclamo de Malvinas es uno de los pocos temas que goza de amplio apoyo entre partidos en Argentina, pero Milei usó su discurso para politizar el tema.

Al criticar a sus predecesores en el cargo por su falta de progreso, el líder de extrema derecha los acusó de hablar de labios para afuera sobre el tema y de faltarle el respeto a las Fuerzas Armadas.

En declaraciones que seguramente llamarán la atención en Londres, Milei prometió el martes elaborar “una hoja de ruta clara para que las Malvinas vuelvan a manos argentinas”.

Argumentando que la «prosperidad económica» es una condición previa para recuperar las islas, Milei afirmó que las reformas de su gobierno «darán lugar a una nación fuerte y próspera con poder real para reclamar su soberanía y ser respetada por otras naciones».

'Inquebrantable'

“El mejor homenaje a quienes dieron su vida por nuestro país es defender el reclamo inquebrantable de la soberanía argentina sobre las Malvinas, Georgias del Sur, Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes, pero con un reclamo real y sincero”, argumentó Milei en su Discurso con motivo del 42º aniversario del inicio del conflicto.

El presidente acusó a los anteriores jefes de Estado de pronunciar “meras palabras en foros internacionales” que no tuvieron “ningún impacto en la realidad”, pese a afirmar que el reclamo “no debe ser monopolio de un espacio político”.

Milei continuó vinculando la incapacidad de recuperar las islas a las políticas económicas de administraciones anteriores.

«Nos hemos cansado de escuchar durante las últimas décadas a los políticos golpeándose el pecho defendiendo nuestro justo reclamo sobre las islas, sin tener un solo resultado que lo demuestre después de todos estos años», dijo el presidente.

“Para que una nación soberana sea respetada… hay dos condiciones esenciales que deben cumplirse: esa nación debe ser protagonista en el comercio internacional y además debe tener Fuerzas Armadas capaces de defender su territorio contra cualquiera que intente invadirlo”, declaró Milei, cuyo discurso fue transmitido a través del 'Cadena Nacional'Sistema de transmisión en todas las señales de televisión.

“Nadie escucha ni respeta a un país que sólo produce pobreza y cuyos políticos desprecian a sus propios [Armed] efectivo. Argentina, producto del liderazgo político de las últimas décadas, no ha cumplido ninguna de estas condiciones.

«No es casualidad que se haya avanzado poco o nada en el reclamo de nuestras islas. Somos, después de décadas, el primer gobierno que se hace cargo de esta situación y que tiene un rumbo claro para ser un país verdaderamente próspero y soberano». “Dijo Milei.

El dirigente de La Libertad Avanza sostuvo que las reformas económicas introducidas por su gobierno “darán origen a una nación fuerte y próspera con poder real para reclamar su soberanía”.

“No hay soberanía sin prosperidad económica y, como muestra toda la evidencia empírica, no hay prosperidad económica sin libertad económica”, concluyó Milei, quien finalizó su discurso con su lema característico: “Viva la libertad, carajo.” (“Viva la libertad, carajo”).

Villarruel acompaña

El discurso de Milei fue muy esperado debido a su admiración por la ex primera ministra británica Margaret Thatcher, quien tomó la decisión en 1982 de atacar el crucero. General Belgrano – donde murieron 323 argentinos – acción que Argentina considera haber sido un crimen de guerra.

El libertario la ha calificado previamente como un “ídolo” y una de “los grandes líderes de la historia de la humanidad”.

También ha dicho que se deben respetar los derechos de los isleños existentes y ha sugerido que se debería negociar un acuerdo estilo “Hong Kong” para devolver el territorio “como hizo Inglaterra con China”.

El presidente estuvo acompañado en el servicio del martes por varios funcionarios del gobierno nacional, entre ellos el ministro de Defensa, Luis Petri, la ministra de Relaciones Exteriores, Diana Mondino, y la vicepresidenta Victoria Villarruel.

También estuvo presente el alcalde de la ciudad de Buenos Aires, Jorge Macri, quien se hizo eco del reclamo de soberanía en su propio discurso en la conmemoración.

Desde el año 2001, el 2 de abril es conocido como Día de los Veteranos y Caídos de la Guerra de Malvinas y declarado feriado nacional.

Villarruel, que proviene de una familia de militares y es hija de un veterano de Malvinas, elogió la “hazaña heroica” y el “inmenso sacrificio” de las Fuerzas Armadas.

Dejando de lado la negativa del Reino Unido a negociar, dijo el martes que el gobierno de Milei debe incluir «final y seriamente» el tema en las «discusiones bilaterales» con el Reino Unido.

«Aquí hay una intromisión extracontinental de una potencia en territorio argentino y es hora de que el Reino Unido se siente a discutir realmente con la República Argentina el reclamo de soberanía que está pendiente desde 1833», concluyó.

– TIEMPOS/NA

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Abrir chat
💬¿Querés noticias de tu barrio?
Escanea el código
Hola 👋
¿Noticias de qué distrito/persona te gustaría recibir?