Malvinas Argentinas

Liberan a una comerciante que estuvo dos días secuestrada en Los Polvorines

La víctima, de 74 años y dueña de dos panaderías, fue capturada el miércoles cuando salía de su casa de Benavídez. Anoche se iba a pagar el rescate, pero los delincuentes la liberaron ante un operativo operativo policial en la zona. Una de las sospechas de los investigadores es que el operativo policial modificó le plan de los secuestradores, que al verse cercados, decidieron liberar ilesa a la víctima sin cobrar el monto del rescate que habían reclamado a la familia. Tras haber estado dos días secuestrada, la dueña de dos panaderías de la localidad de Benavídez, de 74 años, finalmente fue liberada anoche en el partido de Malvinas Argentinas.Todo comenzó el miércoles. Cerca de 9.15, la víctima salió en auto de su casa de Benavídez. En ese momento fue interceptada por cuatro hombres que iban en otro vehículo. Los secuestradores capturaron a la mujer y se la llevaron a una villa, según se informó, en Los Polvorines. El Ford Fiesta de la comerciante apareció abandonado en San Fernando.»Enseguida empezaron los pedidos de rescate. La suma más grande que llegaron a solicitar fue de 150.000 pesos», detalló la fiscal federal Rita Molina, a cargo del caso, en diálogo con el canal TN (ver video). «Fuimos al pago del rescate. Los secuestradores llevaban a la señora con ellos», destacó Molina: «Finalmente anoche la liberaron sin pagar nada».La víctima fue identificada como Catalina Cabitanich, propietaria de al menos dos panaderías de la zona norte del conurbano bonaerense, capturada cuando salía de su chalé ubicado en Roca y Pacheco, localidad de Benavídez, en el partido de Tigre. Tras liberar a la mujer, los secuestradores lograron evadir el cerco policial y escaparon. «Tenemos pistas firmes» sobre los autores del hecho, enfatizó la fiscal.Tras el secuestro, la banda comenzó a negociar el monto del rescate con un nieto de la mujer. Los secuestradores pidieron 150 mil pesos, pero la familia no podía reunir tanto dinero. La hija de Cabitanich denunció el hecho ante la Policía y la investigación quedó en manos de la fiscal Rita Molina y del gabinete antisecuestros de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de San Isidro.»La familia estuvo contenida desde el primer momento por psicólogos y el negociador asesorado por expertos antisecuestros. Ayer, con algunos datos que teníamos, decidimos realizar varios operativos en zonas donde creíamos que la víctima podía estar cautiva. Eso aceleró los tiempos de la negociación», relató Molina.A pesar de los operativos realizados en algunas zonas de las localidades de Pilar, Garín y José C. Paz, los secuestradores llamaron para acordar el pago. La familia había logrado reunir 11.600 pesos, una cifra que estaba muy por debajo de las exigencias de la banda. De todas maneras, se acordó un primer punto de encuentro para realizar el pago. Pero antes, la familia quería una prueba de vida. Entonces, los captores permitieron que la víctima hablase por celular con su nieto. El joven fue sometido a un sistema de postas que comenzó en la estación de trenes de Don Torcuato. La zona estaba saturada de policías encubiertos.Los investigadores sospechan que los secuestradores, al darse cuenta de la situación, decidieron abortar el cobro y liberar sana y salva a la mujer, en ruta Panamericana y ruta 197. Cabitanich fue liberada a las 2.30 de hoy. «Tenía algunos hematomas en los brazos. La tuvieron atada de un tobillo a una cama, pero estaba sana y salva», comentó Molina. La fiscal explicó que la banda «no es profesional, pero tampoco son improvisados». (Fuente: Télam y DyN) ●•

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba