Nación

Las Defensorías de Género tomaron el Consejo Nacional de la Mujer

Buenos días, Karina Abregú que se encuentra desde el día de ayer junto a un grupo de compañeras tomando pacíficamente el Consejo Nacional de la Mujer, solicita el acompañamiento de todas las organizaciones y compañerxs referentes a que se acerquen a Entre Rios 181 Caba para apoyarla y hacerle llegar la solidaridad, sosteniendo el reclamo justo y que le corresponde como víctima y sobreviviente. Gracias».

El texto fue escrito esta mañana por Carolina Abregú, hermana de Karina. Ambas pertenecen a la Defensoría de Género de Malvinas Argentinas, una organización independiente de cualquier ente estatal. Trabajan en el territorio con casos de violencia hacia las mujeres.

Las Defensorías de Género tomaron a las tres de la tarde de ayer el piso 9 del Consejo Nacional de la Mujer ante la negativa de la directora Fabiana Tuñez a brindar asistencia económica a Karina Abregú, víctima y sobreviviente de un intento de femicidio en enero de 2014. El colectivo denuncia además que ella y sus compañeras fueron reprimidas por la policía mientras reclamaban que Tuñez había entregado tarjetas alimentarias falsas. “Mi hijo Lucas cae en cana porque dicen que son truchas. Fabiana Tuñez te metiste con mis hijos y eso no lo perdono. Con esto nos quieren callar a las víctimas, asco, bronca rabia que me consume”, escribió en la red social.

El beneficio de las tarjetas llegó después de numerosos reclamos de las defensorías, por los que lograron que el Consejo se comprometiera el jueves a otorgarle un subsidio inmediato, tarjetas para comprar alimentos y un subsidio para la hija. “El lunes iban a solucionarlo pero no lo hicieron. Le dieron tarjetas que no están habilitadas en Provincia”, explicó Carolina.

Las mujeres que encabezan la organización se movilizaron desde la mañana ante el Consejo, ubicado en la Avenida Entre Ríos 181, para exigir que la directora explique por qué las tarjetas que le dieron a Karina no funcionaron. Ante la falta de respuestas, y después de que le indicaran que Tuñez estaba de viaje en Estados Unidos, intentaron pasar por medio de los policías que impedían que subieran las escaleras. “Mi hermana fue tironeada y violentada. Además, nosotras recibimos varias patadas de la policía que estaba a cargo del operativo”, contó a Página/12 Carolina.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba