Provincia

Garantizan el funcionamiento de comedores escolares «por turnos» en colegios bonaerenses

La subsecretaria de Educación bonaerense, Claudia Bracchi, aseguró hoy que los comedores escolares funcionan «por turnos» para poder prestar el servicio alimentario a un millón y medio de chicos en colegios de la provincia, en el marco de la suspensión de clases durante 14 días debido a la pandemia de coronavirus.

En declaraciones formuladas a FM Futurock, la funcionaria dijo que se encuentra garantizada la continuidad de todas las prestaciones alimentarias que se brinden en el sector educativo.

«Más de 1.500.00 chicos almuerzan o meriendan en la escuela; hoy se armaron turnos en los colegios atendiendo las condiciones para que no estén todos los chicos juntos y planteando pautas de limpieza e higiene personal pero garantizando la alimentación», explicó.

La funcionaria remarcó que desde el gobierno se trabaja «para generar condiciones para que no se propague el virus», destacó que, «en función de eso, hay que tener políticas de cuidado pero garantizando las otras funciones» y añadió que «el Estado debe tener presencia en la alimentación, en los contenidos pedagógicos y en el cuidado».

Bracchi contó que la suspensión de las clases desde hoy y por 14 días «hace que no vayan los chicos ni las chicas a las escuelas» pero remarcó que desde la Dirección General de Cultura y Educación se están «generando todas las condiciones para que los alumnos tengan continuidad pedagógica».

«Vinimos trabajando en los últimos días y fuimos preparándonos para distintos escenarios, como en cuestiones para acompañar a los docentes en esta continuidad pedagógica y ya tenemos cuadernillos para nivel inicial, primaria y secundaria», apuntó.

La subsecretaria detalló que desde el próximo miércoles, la cartera educativa contará con una plataforma «en la que estarán subidos los cuadernillos por nivel y por año, material que complementará el trabajo de los docentes, repositorios con documentos y orientación para la familia».

Asimismo, expresó que desde los colegios también se imprimirán esos materiales «para que los chicos que no tienen acceso a Internet también los tengan», ya que desde el Estado es preciso «pensar en las realidades del conjunto».

«Vamos a acercar eso a las casas en los trasportes o los padres los irán a buscar las escuelas; se está preparando una logística para atender las realidades», concluyó.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba